Empanadillas con masa de cerveza al horno

Empanadillas con masa de cerveza al horno
Empanadillas caseras-Unsplash Karolin Baitinger

Las empanadillas son una receta realmente popular. Todos recordamos las empanadillas que nuestras abuelas hacían y que aparecían como por arte de magia, en cualquier mesa como acompañantes del menú principal.

En este post queremos reinventar esta receta y realizar un pequeño homenaje a nuestras abuelas. Lo novedoso será la cerveza como uno de los tres ingredientes principales y el uso del horno para cocinarlas… ¡Os encantará! Consiguiendo así una receta más saludable, evitando de esta forma consumir demasiados fritos, además de conseguir fácilmente una mejor presentación. Ya que las empanadillas tienden a romperse si la temperatura del aceite está demasiado caliente o frio.

Variedades de empanadillas

Existen tantas empanadillas como ingredientes en la nevera. Las empanadillas pueden ser una receta de aprovechamiento, mezclando en un sofrito las verduras que tengáis en la nevera. Pueden ser exóticas y creativas, explorando distintos sabores. Todo dependerá del tiempo que quiera dedicarle y la exigencia de sus comensales. En cuanto a la masa, si es la primera vez que prueba con la cocina casera, se darás cuenta de lo sencillo que es obtener un resultado de mayor calidad, con un tiempo y coste bastante bajo.

A continuación, les proponemos dos versiones distintas: 

  • la primera, se basará en un pisto de verduras con margen, dependiendo de las que disponga o sean sus preferidas. Nosotros les propondremos nuestra propia versión. 
  • El segundo relleno está formado por un dúo de lo más exitoso: gorgonzola y pera. El sabor intenso de este peculiar queso se suaviza con el dulzor de la pera, creando un equilibrio perfecto de dulce y salado.

Y ahora sí, ¡pongamos las manos en la masa!

Surtido de empanadillas- Unsplash Studio Verona
Surtido de empanadillas- Unsplash Studio Verona

Ingredientes y elaboración de la masa

Para 15-20 empanadillas

  • 300gr de Harina de Trigo. Puede usar del mismo modo Harina Integral si busca un resultado más rico nutricionalmente.
  • 100ml de aceite de oliva.
  • medio vaso de cerveza.
  • una cucharadita de sal.
  • un huevo.

1.-Mezcle la harina con la sal en un bol. Si busca una masa con mayores matices, añada alguna especia como un poco de pimentón dulce o pimienta.

2.-Agregue a la mezcla el aceite y el agua. Amase formando una bola compacta y homogénea. Si encuentra la masa un tanto pegajosa adicione algo más de harina.

3.-Deje reposar durante una hora, la masa tapada en la nevera. Use ese tiempo para la elaboración del relleno. Encontrará la preparación de dos rellenos diferentes en esta misma página más adelante.

4.-Trascurrido el tiempo, enharinamos la superficie de trabajo y amasamos la masa con un rodillo, consiguiendo una placa lisa y uniforme. De no más de un centímetro de grosor. Ayúdese de un cuenco para cortar la lámina de manera circular y proporcionada.

5.-A la hora de rellenar, hágalo con prudencia. Si se pasan con la cantidad corre el riesgo de que las obleas se rompan. Otro consejo es que el relleno se encuentre frío para que resulte más fácil manipular la masa y no se debilite por el calor. Ciérralas humedeciendo sutilmente el borde con agua. Colóquelas en una bandeja de horno sobre un papel vegetal para que no queden pegadas.

6.- Antes de llevarla al horno píntelas con un huevo batido e introdúzcalas al horno ya precalentado a 190 grados. El tiempo será aproximadamente de 20 minutos, pero controle por si mismo, el tiempo de cocción puede variar significativamente según el horno.

Relleno 1. Pisto

  • una cebolla mediana.
  • un diente de ajo.
  • un pimiento verde grande.
  • un calabacín.
  • una lata de tomate triturado natural.
  • Especias al gusto (sal, pimienta negra, pimentón dulce, azúcar…).

1.- Picar en dados pequeños todos los ingredientes y apartar separadamente.

2.- En una cazuela con aceite de oliva, rehogue unos minutos los ajos y la cebolla, e incorpore el pimiento verde. Sofreír otro par de minutos y añadir el calabacín. Agregando por ultimo el tomate triturado con un poco de sal y el resto de especias al gusto. Cocine todo a fuego lento hasta que el tomate este frito.

Con estos simples pasos conseguirá un relleno tradicional, sabroso y saludable. Que podrá usar para esta recetas de empanadillas como muchas más otras: pizza, arroz, pasta…

Empanadillas gorgonzola y pera
Empanadillas gorgonzola y pera – Unsplash Delfina Iacub

Relleno 2. Pera y Gorgonzola

  • Dos peras grandes.
  • Una cebolla mediana.
  • 50 gr de nueces peladas.
  • 120 gr de queso Gorgonzola.

1.-Rehoga la cebolla partida en cuadraditos previamente, con un poco de aceite en una sartén a fuego medio. Añada seguidamente la pera cortada en cubos de entre uno y dos centímetros. Remueva constantemente para que se cocine homogéneamente, sin pegarse. La cocción será aproximadamente de 10 minutos hasta que la pera quede cocinada, es decir, dulce y blandita. Aparte del fuego y deje enfriar en un cuenco.

2.-Pique las nueces y el queso gorgonzola en dados. Añádalos al bol, una vez que la pera y la cebolla se hayan enfriado. De este modo, el relleno estará listo para sus empanadillas. Siga ahora el resto de pasos explicados anteriormente.

Cierres de las empanadillas

Si opta por preparar ambos rellenos, haga distintos cierres o repulgues diferentes, para reconocer los distintos sabores. La técnica más fácil será marcarlas con el tenedor. Si quiere un resultado más sofisticado puedes tomar como muestra el repulgue argentino, los referentes por excelencia en esta receta. Alguna de las técnicas son el repulgue del erizo, el triángulo, el zigzag o del cordón.

Experimente con distintas combinaciones y sorpréndase asímismo y a los suyos.

Deja una respuesta