Tequila, la bebida de México

En este momento estás viendo Tequila, la bebida de México
Tequila con sal y limón - Unsplash Francisco Galarza

Cuando hablamos de tequila, es inevitable hablar de México, el bellísimo país de origen de esta bebida alcohólica de alta graduación. Hace mucho tiempo ya, que su fama se extendió no solo por el resto de Norteamérica, sino también en Europa y otras regiones del mundo.

En este artículo explicaremos por qué es tan popular. Pero también, todas las precauciones que se deben tener a la hora de consumir bebidas alcohólicas de alta graduación. Su consumo está ligado a múltiples problemas de salud, sobre todo cuando pasa a ser regular.

El alcohol y la sociabilidad

El alcohol forma parte de la cultura de nuestras sociedades. Algunas variedades como el tequila, han traspasado fronteras.

Existen numerosos encuentros sociales, ya sean familiares o con amigos, donde las bebidas alcohólicas están presentes. Se puede perfectamente prescindir de ellas. Pero aquellos adultos que las consumen con moderación y poca frecuencia, saben que ayuda a relacionarse.

En pequeñas cantidades ayudar a relajarse, a mostrarse más cercano y simpático y en definitiva a ser más sociable. Se sabe que el alcohol altera el funcionamiento de los neurotransmisores, esas sustancias que controlan la comunicación entre las neuronas y el funcionamiento del cerebro. Así la corteza frontal pierde algo del control que nos tiene más alerta. Nos relajamos y la sensación latente de peligro disminuye. Además, provoca la segregación de dopamina, una de las hormonas del placer y del sentimiento de recompensa. Todo suma, en cantidades pequeñas, para pasar un buen rato.

¿Cuántos grados tiene el tequila?

El gobierno mexicano tiene una norma, la NOM-006-SCFI-2012, que regula la graduación alcohólica del tequila y de otras bebidas de producción local. En el caso del tequila, según el proceso de elaboración, puede oscilar en un 35% a un 55% de alcohol.

Este se considera bastante alto, por ejemplo, respecto a la cerveza, con alrededor del 5% en promedio, o el vino, con un 12% a 14% normalmente. Por tanto, se cataloga al tequila entre las bebidas de alta graduación.

El alcohol y la salud

En otros artículos, hemos hablado de la importancia de la sociabilidad para conseguir una mayor cuota de salud integral. En la medida en que, en un contexto festivo, un chupito de tequila ayude a integrarse en una reunión, no pasa nada.

El problema viene cuando el consumo pasa a ser recurrente o excesivo. La línea que separa un comportamiento responsable en el consumo de alcohol es fina. Y quien la traspasa, no suele ser consciente del peligro de su comportamiento.

Las recomendaciones sobre el consumo de alcohol de los organismos son inequívocas, mejor no tomar nada que un poco.

La OMS nos recuerda que el consumo de alcohol es una sustancia psicoactiva que causa dependencia. Además, su consumo está relacionado con el desarrollo de más de 200 enfermedades y trastornos de salud.

Agave para elaborar tequila - Unsplash Bruno Emmanuelle
Agave para elaborar tequila – Unsplash Bruno Emmanuelle

¿Cómo se toma el tequila?

Hay muchas maneras de consumirlo, pero en México se suele tomar una pequeña cantidad como un aperitivo. Y se sirve en el llamado caballito, un vasito alargado de una o dos onzas, es decir de 30 a 60 mililitros.

Tequila con sal y limón

Estamos ante el tradicional y divertido ritual de degustación de un pequeño chupito.

En la mano izquierda limpia, lamemos el rincón entre el pulgar y el dedo índice. Echamos una mínima cantidad de sal. Con la otra mano, agarramos el chupito y una rodaja de limón.

De manera secuencial, chupamos la sal de la mano, nos bebemos de un trago el chupito y lamemos la rodaja de limón.

Nos sorprenderemos por una fusión de sensaciones, el sabor de la sal, la acidez del limón y el trago recio del tequila. Eso sí, ¡con uno basta!

Variedades de tequila

El tequila auténtico es original de la ciudad de Tequila, del estado de Jalisco. Aunque también está permitida su elaboración con la denominación en los estados de Guanajuato, Michoacán y Tamaulipas.

En la lengua náhuatl se le llama “Tecuilan” que quiere decir “lugar de tributos”.  Se elabora a partir del zumo del Agave azul, una planta adaptada a los duros y secos climas locales. Como otras bebidas similares hay un proceso de fermentación y destilado.

Una primera clasificación distingue:

  • Tequila 100% agave. Aquellos en los que los únicos azúcares de la fermentación se producen por la planta de agave tequilana. También se le llama variedad azul.
  • Tequila mixto. Se permite una mezcla de agave con hasta un 49% de otras fuentes vegetales de azúcares.

La segunda clasificación se relaciona con el proceso de maduración tras la destilación.

  • Blanco o Plata. Hace referencia a su color transparente, con ligeros matices a plata. Se prepara en barricas de roble o encino durante un periodo menor a dos meses.
  • Joven u Oro. Es un producto de mezcla el tequila anterior y otros más añejos.
  • Como su nombre indica, en este caso la maduración es más larga, superior a los dos meses, obteniendo mayores matices de la madera.
  • Añejo. Nos vamos a periodos de maduración de más de un año. Tanto en este caso, como en el anterior, se puede hacer una pequeña corrección del nivel de alcohol añadiendo agua diluida.
  • Extra añejo y reserva. Están en la cúspide de calidad del producto por sus maduraciones aún más largas y por las bebidas de mayor calidad.

Tequila rosa o tequila de fresa

El desarrollo del mercado ha hecho que los principales productores innoven, con nuevas variedades adaptadas a las tendencias actuales. Esto pasa por una reducción del nivel de alcohol y la mezcla con otros ingredientes. En este caso una mezcla de tequila con crema de fresa. El resultado es un rico producto más dulce y ligeramente más suave, aunque mantenga un 17% de alcohol.

5/5 - (1 voto)

Luis del Real

Hola, soy Luis del Real, y he creado Saludteca junto a un grupo de expertos del mundo de la Salud y la Alimentación. Durante 30 años he trabajado en la industria agroalimentaria y soy un experto en tendencias de consumidor

Deja una respuesta