La disfunción eréctil y su tratamiento

En este momento estás viendo La disfunción eréctil y su tratamiento
Disfunción eréctil y población masculina madura - Unsplash Sushi

En un mundo que se hace cada vez más viejo (España era antes de la pandemia de Covid-19, el segundo país del mundo más longevo tras Japón), la salud sexual tiene cada vez más importancia.

Uno de los problemas de salud que afectan a los hombres, se calcula que un 48% de los mayores de 50 años la padecen, es la disfunción eréctil.  Se trata de una situación que engendra no sólo frustración en ambos miembros de la pareja, sino que puede degradarse en inseguridades y malestar de tipo psicológico.

La excitación sexual masculina es la responsable de activar la erección del pene. Es un proceso complejo con un componente tanto mental y psicológico como físico. Activándose en este caso, una reacción hormonal, muscular y de dilatación de los vasos sanguíneos.

¿Qué es la disfunción eréctil?

Es la imposibilidad de lograr y/o mantener una erección satisfactoria durante las relaciones sexuales de pareja.

Existen momentos puntuales de la vida del hombre en los que bien por razones físicas o psicológicas, este problema puede aparecer. El estrés es una de las causas principales en población joven. Normalmente, si no tiene gravedad, se supera después de un tiempo, y también se recupera la funcionalidad sexual.

En cambio, cuando se convierte en un problema crónico, es cuando definimos que existe disfunción eréctil. En estos casos es conveniente una consulta con el médico de cabecera o con un urólogo, que realice un diagnóstico, intente averiguar las causas y proponga un tratamiento.

¿Por qué se produce una erección?

Cuando se produce una excitación sexual masculina, los senos cavernosos del pene, una especie de esponjas que tenemos en el órgano sexual masculino, se llenan de sangre. Es decir, se produce una vasodilatación y se llenan de sangre esos senos cavernosos. Entonces se logra una erección.

Sexualidad en la pareja - Unsplash Elahe Motamedi
Sexualidad en la pareja – Unsplash Elahe Motamedi

Causas de la disfunción eréctil

La disfunción eréctil se suele presentar pasados los 50, porque está ligada a algunas dolencias que aparecen con la edad. Entre las más destacadas:

  • hipertrofia de próstata, es decir un crecimiento natural y benigno que se produce con los años, en la próstata.  
  • La toma de algunos fármacos como antihipertensivos, antidiabéticos, etc.
  • Algunas enfermedades crónicas como hipertensión arterial, problemas cardiacos y diabetes.
  • Colesterol alto y obesidad.

Aunque las enfermedades anteriores son más frecuentes en personas de mayor edad, no se debe achacar el  problema de disfunción a la edad en sí. Existen estudios serios que han demostrado que cuando no existen las situaciones anteriores, la disfunción eréctil no aparece forzosamente en personas mayores.

Tratamiento de la disfunción

En caso específicos hay que evitar tóxicos como drogas y alcohol, que disminuyen de por sí la líbido y producen vasoconstricción, el efecto contrario lo que se tiene que producir que es una vasodilatación (llenado de sangre).

Afortunadamente la farmacología ha avanzado con tratamientos muy efectivos que producen una vasodilatación importante en los senos cavernosos, como son la célebre VIAGRA, CIALIS y LEVITRA, los tres actúan con el mismo principio, pero con diferencias en su efecto en el organismo.

Son vasodilatadores que producen óxido nítrico, que relaja el musculo liso del pene facilitando que los senos cavernosos se llenen de sangre. Los tres tienen el mismo efecto pero con capacidades diferentes. La diferencia está en el tiempo en que la sustancia en sangre sigue actuando.

  • Viagra es potente, pero solo dura de 4 a 6 horas.
  • Levitra actúa durante 12 a 16 horas.
  • Cialis es el más duradero, actúa unas 28 a 36 horas.

Recordar que nunca se deben tomar en problemas de corazón, sobre todo si se están tomando pastillas por debajo de la lengua, que son nitritos que se ponen sublinguales cuando hay una angina de pecho.

5/5 - (1 voto)

Deja una respuesta