Frutas de invierno

En este momento estás viendo Frutas de invierno
Frutas de invierno - Unsplash Julia Zolotova

Cada temporada tiene su oferta. Las frutas de invierno no sólo contribuyen a que tomemos las vitaminas, fibra y otros nutrientes que necesitamos, además están muy ricas.

La naturaleza ha sido muy generosa con los países en la latitud de la cuenca mediterránea. Nuestros vecinos del centro y norte de Europa apenas cuentan con frutas de invierno. En cambio todos los países, tanto de la cuenca norte como sur del Mediterráneo, tienen acceso a gran cantidad de árboles y plantas, que justamente ofrecen sus frutos entre el otoño y el invierno.

Así que vamos a repasar ¿cuáles son en España? ¿Dónde se producen? ¿Y qué propiedades nutricionales tienen?

Frutas de invierno en España

El clima hace que, las frutas que encontramos en invierno en España, coincidan parcialmente con las de otros países del hemisferio norte, por ejemplo, en América del Norte. Nuestros lectores de América Central y de Américas de Sur, en cambio tienen una producción diferente.

Vemos cuáles son las de producción local en España.

Cítricos

Destacan por su aporte de vitamina C, sus antioxidantes, fibra y alto contenido de agua, por lo que son muy ligeras. Alrededor del 50% de la producción nacional tiene su origen en la C. Valenciana, seguida con otro 33% por Andalucía. A más distancia hay producciones destacables en Murcia y Cataluña.

Los principales cítricos que se recogen en plena temporada invernal son:

Manzana y pera, frutas carnosas

Algunas frutas carnosas como la manzana y la pera, se recolectan en los meses de otoño, aunque las podemos encontar bastante frescas durante el invierno. Son saciantes, ricas en vitaminas y fibra, y poco calóricas. Existe un amplio abanico de subvariedades más o menos dulces, grandes o pequeñas y con texturas diversas.

Casi todas las regiones españolas producen estos frutos, pero destaca Cataluña, con alrededor de un tercio del total y Aragón, en todo su valle del Ebro.

Chirimoya, Caqui y Granadas

La mayor producción local de las llamadas frutas tropicales en España, se produce también en los meses de invierno. Aportan vitamina C entre otras vitaminas y antioxidantes.

Se producen en rincones de climas suaves cercanas al mar en el sur. La zona destacada de chirimoyas es la costa de Granada y Málaga. En cambio las granadas se cultivan casi al 95% en la provincia de Alicante. Por su parte el caqui se extiende por Cataluña, la C.Valenciana y Andalucía.

Piña

En muchas fruterías se cataloga como fruta tropical, aunque también es un cítrico. Casi toda la piña que se produce en los meses de invierno en España procede de Canarias, y más concretamente de la hermosa isla del Hierro.

Kiwi

Una de las frutas con un alto contenido en fibra, facilita el tránsito intestinal. Se asocia con Nueva Zelanda, el mayor productor mundial. En la península es Galicia la que concentra más del 60% de la producción española.

Receta de ensalada de frutas navideñas

Mi madre suele preparar todas las Navidades un postre sencillo, que ensalza el sabor de la fruta de invierno. Es una alternativa a otros postres más contundentes de esta época.

Ingredientes para 8 personas

  • Un caqui.
  • Unas rodajas de piña.
  • Un mango.
  • Una naranja Naranja
  • Un kiwi
  • Queso quark
  • Leche condensada unas cucharas
  • Medio limón

Preparación

La preparación de esta macedonia es sencilla. El secreto está en cortar la fruta de manera homogénea en trozos medianos, fáciles de comer. Colocamos los trozos en una bandeja agrupándolos por tipo de fruta, para tener varias masas de atractivos colores.

Con un tenedor se bate el queso, que tiene una textura untuosa, casí líquida. Lo mezclamos con tres o cuatro cucharaditas de leche condensada, al gusto. Y lo rociamos con el zumo de medio limón. Lo servimos desde una pequeña fuente.

Cada comensal se sirve primero la fruta a su gusto y a continuación, con una cuchara, vierte algo de la salsa de queso sobre la fruta. ¡Rico y muy sano, si no nos excedemos con la leche condensada!

¿Por qué comer frutas de temporada?

Terminamos con una reflexión que afecta a las frutas de invierno.

Aunque las grandes superficies traen hoy en día productos de cualquier rincón del mundo, existen varias razones importantes para optar por consumir frutas de temporada. Especialmente si son de producción local.

  • Reducir la llamada “huella de carbono”. El transporte de larga distancia con toneladas de alimentos es muy contaminante frente a alternativas locales.
  • Ayudar a la economía local. El ámbito rural es parte de la cultura y la riqueza de cada comarca. Podemos ayudar consumiendo sus productos.
  • Consumir frutas de más calidad. Las producciones industriales de frutas de exportación se suelen recoger verdes, para un largo transporte, a veces en explotaciones con fuerte uso de pesticidas. Las huertas locales y aún mejor si son de producción ecológica, ofrecen piezas más sanas y sabrosas.
Valora este contenido

Luis del Real

Hola, soy Luis del Real, y he creado Saludteca junto a un grupo de expertos del mundo de la Salud y la Alimentación. Durante 30 años he trabajado en la industria agroalimentaria y soy un experto en tendencias de consumidor

Deja una respuesta